música | Uncategorized

Ya le he escrito una carta – y un email – al gobernador de Libia

5
(2)
(Post publicado mientras aún dura la resaca del sobrenatural concierto con el que Battiato nos regaló a un montón de fistros que allí nos reunimos. «Yo quiero verte danzar» fue el pistoletazo de salida con el que Paco Fox, lanavajaenelojo y un servidor de ustedes nos lanzamos, bailando peligrosamente escaleras abajo, hacia la primera fila de un palacio de congresos en el que la gente se comportaba con un exceso de civilización. A partir de ahí, cundió el ejemplo, el caos y la anarquía. Franco nos dió la mano a los de la primera fila mientras himnos como «Cuccurruccucu», «El animal», «Bandiera Bianca» o «E ti vengo cercare» hacían que mi elegante camisa chorrease sudor como en un concierto de Maiden. El broche final, con «Centro di gravitá permanente» sólo nos reafirmó en lo épico e histórico del momento)

Dice la canción de nuestro reverenciado Franco Battiato:

En una casa antigua y noble
llena de fotos de Reinas y Banderas
esperábamos al Cónsul Italiano.

El final del verano fue veloz
nubes en el cielo y hojas en la tierra
cargado de lujuria se presentó el otoño en Bengasi.

Sabes que es deseo de la mano
el impulso de tocarla.
Ya le he escrito una carta al Gobernador de Libia.
Los traficantes de armas
con los ministros pasan las fronteras
ir a hacer la guerra en Trípoli.

Por el cielo van los coros de soldados
contra Al Mukhtar y Lawrance de Arabia
con canciones populares de tabernas.

Sabes que el idiota de Graziani
seguro que acaba mal.
Ya le he escrito una carta al Gobernador de Libia.
Y como, en el caso de Battiato, soy fan acérrimo a la par que acrítico, me he dedicado a facer investigación interneteira. La figura del gobernador de Libia creo que era una cosa de la era Mussolini (lo siento, lo del colonialismo italiano no es mi fuerte: tengo momentos ociosos pero nunca me ha dado por ahí). Sin embargo, el cónsul italiano sí que sigue residiendo, como dice la canción, en Bengasi. Así que nunca es tarde para seguir el ejemplo de Battiato y enviarle una carta. Con la letra de la canción, por supuesto. En la encuesta que les hicimos, un 45% de ustedes afirmó que nada les haría más felices que que lo hiciésemos. Un 25% dijo que «sí, por supuesto» que se la enviásemos. Sólo un 35% se decantó por el hecho de que «no era un tubo» Yo ya se la he enviado. Si alguien quiere seguir el ejemplo, aquí tiene la dirección:

Bengasi – Consolato Generale

Cons. Leg. Giovanni Franco Maria Pirrello
Shara Omar Ebn El Aas, 105

Bengasi
Libia

O, si prefiere escribirle un mail:
cogitabengasi@lttnet.net

A continuación, para facilitarsus la vida, incluyo una carta modelo para enviar al consule italiano. Y también la canción de Battiato, por aquello de la curiosidad o por si queréis enviársela como attachment. Que cada cual tenga su creatividad.

¿Es que tenéis algo mejor que hacer? Ya veréis con que ímpetu y razón podréis cantar «Le he escrito yaaaa una cartaaaa al gobeeeernadoooor de Libia». No podéis renunciar a tan bella sensación.

Vota esta publicación

¡Haz click en una estrella para puntuarla!

Puntuación media 5 / 5. Recuento de votos: 2

No hay votos hasta ahora! Sé el primero en calificar esta publicación.